Plantas Curativas y Medicinales

Desde el inicio de la humanidad, las personas han utilizado a las plantas no sólo como alimento, sino como medicinas naturales. No se ha registrado tal vez la primera vez que se tomó una infusión o un preparado de hojas machacadas, pero a lo largo de la historia la humanidad ha tenido un enlace permanente con las plantas como suministro de salud. Las plantas fueron nuestras primeras farmacias.

Sin embargo, los avances científicos han traído medicinas más efectivas pero que sin embargo tienen sus contraindicaciones. Lamentablemente ninguna planta puede sustituir un fármaco, pero felizmente puede ayudarnos a combatir, aliviar y prevenir muchas enfermedades y males.

Millones de personas en el mundo confían en las propiedades de las plantas curativas y medicinales.

Propiedades Curativas del Grosellero Negro

ANUNCIO

El grosellero (Ribes rubrum) es originario de parte de Europa Occidental (Francia, Bélgica, Países Bajos, Alemania, norte de Italia y norte de España).

La planta es un arbusto caducifolio que suele alcanzar entre 1 y 1,5 m de altura, llegando ocasionalmente a los 2 m, con hojas de 5 lóbulos distribuidas en espiral en las ramas. Las flores sode de un discreto color entre verde y amarillo, organizadas en racimos pendulosos de 4 a 8 cm y maduran produciendo unas bayas comestibles.

Su fruto es la grosella, o más concretamente la "grosella roja", también conocida como "zarzaparrilla roja", una baya ácida y comestible de color rojo translúcido de entre 8 y 12 mm de diámetro, con entre 3 y 10 bayas en cada racimo.

El grosellero negro a diferencia del grosellero espinoso carece completamente de espinas. Las hojas son dentadas y llevan en el envés glándulas oleosas.

Las flores, agrupadas en racimos colgantes, son de color verde amarillento con el borde rojizo. A partir de ellas se desarrollan bayas que son en principio de color negro parduzco y que luego se tornan más oscuras. La planta desprende un olor particular un poco desagradable.

Las hojas tienen acción diurética y son beneficiosas para el reuma y la gota, pues tras una cura con té de grosellas los ataques dolorosos se vuelven menos intensos y frecuentes.

Receta del Té de Hojas del Grosellero Negro

Se mezclan 2 cucharaditas llenas de de hojas con 1/4 de litro de agua fría, se lleva lentamente a la ebullcición y de inmediato se cuela.

La dosis correcta para la hidropesía (retención de líquidos) o la retención de orina o gota y el reuma es de 2 a 3 tazas al día.

Los frutos y el zumo de grosella son muy efectivos para la tos asi como para detener la diarrea aguda y crónica. Para esto se recomienda tomar 4 veces al día una cucharadita del zumo.

Para la ronquera y las inflamaciones buco-faríngeas diluir el zumo a partes iguales con agua caliente y realizar gárgaras tres veces al día.

Escrito en Plantas Curativas

1 comentario:

Espalda Plateada dijo...

Os dejo un enlace sobre las propiedades del Grosellero Negro.

http://goo.gl/LS0s2v

Hasta pronto!

Página principal